"La guerra es muerte, la paz es vida"

Ernst Prost ha creado una tercera fundación para la promoción y el mantenimiento de la paz

Una nueva fundación con grandes aspiraciones: Ernst Prost quiere impulsar la paz con su nueva fundación.

Abril de 2019 - "Give peace a chance" es el título de una de las canciones más famosas de John Lennon. La nueva fundación de Ernst Prost tiene como finalidad no solo darle una oportunidad a la paz, sino también impulsarla: "La humanidad por la paz, paz para la humanidad". "La paz es condición imprescindible para la vida, la integridad física y el bienestar. Y por ello es todo lo contrario a la guerra, que es causa de muerte, sufrimiento, dolor, desplazamiento, empobrecimiento y declive económico y social. La paz no conoce de políticas o partidos y no le pertenece a nadie. Con esta fundación quiero contribuir a la promoción de la paz mundial. La finalidad de la fundación es promover medidas, actividades y programas de pacificación y mantenimiento de la paz", afirma  el fundador. La fundación estará dotada con un millón de euros proveniente del patrimonio particular de Ernst Prost.

"En principio, la ecuación es sencilla: La paz significa que no hay guerra. Sin guerra no hay armas. Sin armas, se dispone de más dinero para acabar con los problemas realmente acuciantes del mundo", dice convencido Ernst Prost. "Por desgracia, resolver esta ecuación resulta mucho más difícil. Con la fundación "La humanidad por la paz, paz para la humanidad" quiero hacer una modesta aportación que nos acerque a la paz mundial."

La fundación estará dotada con un millón de euros proveniente del patrimonio particular de Ernst Prost. Tiene su sede en Leipheim y, al igual que las fundaciones "Ernst Prost Stiftung" y "Ernst Prost Foundation for Africa", se gestiona de manera eficiente y eficaz. La junta directiva de la fundación está compuesta por el fundador, su hijo Benjamin Orschulik y la pareja de Ernst Prost, la señora Kerstin Thiele. Los tres desempeñan sus labores de manera voluntaria para que los beneficios de la fundación no se consuman con gastos innecesarios. Con ello se ahorra el desembolso por gastos de personal, instalaciones o alquileres.

La fundación "La humanidad por la paz, paz para la humanidad" persigue exclusivamente objetivos caritativos y de utilidad pública. Entre ellos se encuentran la previsión social, la formación, la educación, la ciencia, la investigación, el entendimiento entre los pueblos y la cooperación al desarrollo. Esto supone en concreto el apoyo y el desarrollo de proyectos de instituciones que se han consagrado a la investigación para la paz. La finalidad de la fundación también se materializa en la concesión de becas y premios a proyectos relacionados con la investigación para la paz, la creación de oferta formativa y publicaciones que abordan la temática de la guerra, la paz y la solución de conflictos. "Ámbito y campo de acción son, a fin de cuentas, mucho más amplios, porque existen muchas posibilidades de promover la paz mundial. Y por desgracia, la necesidad de promover la paz es enorme", explica el fundador. Por esta misma razón, la fundación despliega su apoyo pragmático a la población necesitada en países en vías de desarrollo mediante ayuda económica, bienes materiales u otras medidas que garanticen la mejora económica, cultural y social.

La vida, la integridad y, al fin y al cabo, el bienestar solamente pueden prosperar en condiciones de paz; de ello está convencido Ernst Prost. "Al contrario de esto, los conflictos armados y los recursos militares destinados al así llamado mantenimiento de la paz, consumen miles de millones, incluso billones de euros", advierte Ernst Prost. Dinero con el que se conseguiría que la población del planeta tuviera acceso a agua potable, alimentos y asistencia sanitaria suficientes. Además, se dispondría de dinero para una protección efectiva del medio ambiente, infraestructuras modernas, trabajo sano y gratificante, viviendas asequibles y el cuidado digno de personas enfermas y mayores.

Ernst Prost: "La paz es polifacética. La meta máxima es la paz mundial, pero incluso en sociedades del bienestar como la nuestra la paz social está amenazada. Esta es la razón por la cual mi tercera fundación se dedicará a la paz; desde niveles locales a internacionales; porque la paz no conoce límites."

Hace mucho tiempo que se preocupa por la paz.  En mayo del año pasado, decidió promover la fundación Ética Mundial, de Hans Küng, y desde entonces es miembro de su consejo directivo. "Mi interés particular por las culturas y mi trabajo como director gerente de LIQUI MOLY, empresa de vocación internacional, comportan que visite a personas de los cuatro continentes o que les dé la bienvenida en nuestra sede. Este intercambio cultural es enriquecedor. Por ejemplo, cuando se reúnen en nuestro stand ferial clientes de Oriente Próximo, región azotada por tantos conflictos, me tengo que reafirmar en que es mucho más lo que nos une a los seres humanos que lo que nos separa. Por ello merece la pena comprometerse por esta causa."

 

Datos bancarios de la fundación Ernst Prost

IBAN: DE92 3607 0050 0190 0570 00

BIC: DEUTDEDEXXX (Essen)

Banco: Deutsche Bank

Por favor, indicar como razón: La humanidad por la paz, paz para la humanidad

Contacto

Kerstin Thiele, miembro de la junta directiva de la fundación

Correo electrónico: info@menschen-für-frieden.de

Internet:         ernst-prost-stiftung.de