De peón a empresario

Ernst Prost se ha consagrado a las ventas. Y a las victorias. Y tiene mucho sentido que tarde o temprano acabara en la dirección de una empresa que tiene el objetivo de ser marca mundial. Pero antes que este potencial le diera vida a su vida, el hijo de una trabajadora de fábrica y un albañil bávaros, adquirió una base sólida con sus títulos de secundaria y formación profesional. Tras obtener el título de mecánico de automóviles y vivir unos "años locos", trabajó primero como comercial junior y luego como director de marketing en una reconocida marca productos para el cuidado del automóvil.


En 1990 se incorporó a LIQUI MOLY como responsable de marketing y ventas, hasta que, en 1998, se convirtió en accionista gerente único. Hitos en la vida y obra de Ernst Prost, que le han servido de impulso y logro, y a los que han seguido muchos más desde entonces: por ejemplo, el número creciente año de copartícipes año tras, el rápido crecimiento, la adquisición en 2006 de la planta de aceite mineral Meguin, situada en Saarlouis, Sarre y la ampliación de las actividades comerciales mundiales a 120 países a día de hoy.

Ernst Prost vendió en 2018 sus participaciones de la empresa al Grupo Würth. Seguirá siendo director gerente del grupo empresarial de LIQUI MOLY y Meguin.

De controlador a benefactor

Del mismo modo que se ha consagrado a las ventas, Ernst Prost también se ha volcado especialmente al trato de las personas. Valores como amistad, respeto, honestidad, modestia y humildad son cruciales para él. Estos son los valores que rigen su empresa. Él considera que el mayor potencial de la empresa es su equipo. Los llama "copartícipes", porque todos tiran de la misma cuerda y han logrado que la empresa sea una de las marcas de lubricantes más apreciadas. En todo el mundo. La orientación hacia estos valores es también una de las razones por las cuales en 2011 nació la fundación ERNST PROST STIFTUNG. Una institución caritativa que ayuda a personas víctimas inocentes de circunstancias que escapan a su control y que se esfuerza para que los jóvenes tengan un mejor acceso a la educación y a la formación. "UBUNTU" - humanidad, amor al prójimo y civismo son los pilares de su segunda fundación  caritativa: la ERNST PROST FOUNDATION FOR AFRICA. Se ha puesto como tarea, actuar in situ contra el sufrimiento, la miseria, la pobreza y la desesperanza y así, mejorar las condiciones de vida de las personas en África.